¡Hola, soy Loles Romero!

El simple hecho de que estés leyendo estas palabras, me está haciendo muy feliz.
Pero no te vayas muy lejos porque, ya sabes que de lo que se da se recibe el doble o el triple. Y si sigues por aquí y al final trabajamos junt@s, te garantizo que eso es lo que yo haré por ti, facilitarte y mucho tu vida.

 

Pondré solución a toda esa ropa que tienes en el armario sin saber qué hacer con ella. A que ganes tiempo y dinero con lo que de verdad te llena y te hace feliz y no lo pierdas en sesiones de shopping interminables en las que puede, termines con esos “uniformes” que te haces cada temporada, o en la peluquería deseando acertar con ese cambio de look que, sabes que necesitas tú y tu cabello y no consigues nunca.

Porque creo profundamente en la persona que lucha por
encontrar lo mejor de ella e intenta potenciarlo,
no en la persona perfecta.

Todo tiene un comienzo

¡En fin! seguiría pero, quiero que me conozcas un poco más…
En la primavera del 2012 decido emprender y crear Le Maniquí, mi propia Marca de Asesoría de Imagen, un sueño hecho realidad pero, con muchísimo esfuerzo detrás en todos los niveles.

 

El primer cambio como Asesora de Imagen llegó cuando logré unir: vocación, pasión y respeto por las personas y lo logré transformar en uno de mis grandes propósitos en la vida:

 

Dar lo mejor de mí para ayudar a que otras personas puedan alcanzar a través de mi metodología de trabajo, todo lo que se propongan a nivel profesional, social o personal.

¡Nunca dejes de soñar!

Un sueño en el que aterrizo después de una amplia experiencia y formación durante más de 15 años en el mundo de la Moda y el Asesoramiento. Ciudades como: Valencia, Barcelona o Madrid fueron testigo en toda esta trayectoria.

 

Desde esa primavera de 2012 he tenido el placer de guiar y asesorar a más de un millar de personas a potenciar lo mejor de su Imagen para obtener grandes resultados.

 

De ahí que para mí la Asesoría de Imagen no responda a un estereotipo de cuerpo, a la última Tendencia o a una talla concreta. Os aseguro que va más allá de todo eso…